viernes, mayo 19, 2006

Guantánamo es una vergüenza

La existencia de Guántanamo no hace más que alimentar el odio hacia Estados Unidos y hacia todos los países desarrollados que lo consienten. Hoy en día no se puede vencer al terrorismo por la fuerza, por la sencilla razón de que no está en un lugar determinado, sino que se mueve por infinidad de lugares del mundo, entremezclado con la gente corriente. El número de personas dispuestas a cometer atentatos suicidas crece de un modo incontrolable.
Puesto que no se puede vencer al terrorismo por la fuerza hay que utilizar la inteligencia y ésta dice que quitar reducir en la medida de lo posible aquellos motivos que inducen al odio. Es decir, hay que tratar de actuar con justicia.
Convendría reforzar la ONU, más bien reinventarla y dotarla de competencias y hacer que sus resoluciones sean, en primer lugar, todo lo justas que se pueda y, luego, que se cumplan.
No es un modo rápido de vencer al terrorismo internacional, pero es el único, porque luchar con ellos usando la prepotencia tiene como contrapartida que por cada terrorista que se elimina, surge una gran cantidad de voluntarios dispuestos a sustituirle.
Aparte de eso, que un país civilizado tenga un lugar como Guantánamo es algo que debería causar asombro, supongo que más de un estadounidense sentirá vergüenza.

También en Periodista Digital

1 comentario:

Zuriñe Vázquez dijo...

Es una verdadera verguenza propio de un país dictador bananero y no de la supueta Gran Democracia mundial. Terrible la actitud que están tomando. Empeoran las cosas cada año. Ahora levanta muros, el siglo XXI será el siglo de los muros (en contraposición al de las luces) Saluditos