jueves, diciembre 15, 2005

Peces-Barba

Peces-Barba ha instado al ministro de Justicia y al fiscal general del Estado para que apliquen el artículo 48 del Código Penal y que los terroristas y sus cómplices no puedan residir o acudir al lugar en el que hayan cometido el delito o en el que residan sus víctimas o sus familiares.
Hay muchos puntos a tener en cuenta en esta noticia. La primera, la figura del Alto Comisionado de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo, a todas luces innecesaria y que en nada contribuye a paliar la situación de las víctimas, como no sea para tratar de desactivar sus protestas. Insisto una vez más en que las víctimas deberían ser tan bien tratadas por el Estado que no deberían haber necesitado constituirse en asociación o en asociaciones.
Otra cuestión es reclamar por enésima vez que el Fiscal General sea independiente del gobierno. Al final, los ciudadanos tendremos que iniciar un movimiento de recogida de firmas para lograrlo, puesto que ningún gobierno, por más que sus componentes presuman de demócratas, se atreve a dar el paso.
La tercera cuestión es que produce vergüenza y repugnancia que un etarra salido de la cárcel logre un préstamo en una entidad bancaria, cuyos representantes debieron de saber los pormenores del asunto, y que con él compre un bajo en la finca en la que vive su víctima, sin que se pongan en funcionamiento automáticamente los mecanismos de la justicia. Ha de ser Peces-Barba quien recuerde que existe en el Código Penal un artículo al efecto.
Otra cuestión es la función rehabilitadora de la cárcel. Kandido Azpiazu, el asesino de Ramón Baglietto, que 18 años antes le había salvado la vida, ni está agradecido por este hecho ni arrepentido de haberlo matado. Algo habría que cambiar para que en estas condiciones no hubiera salido de la cárcel.
También en Periodista Digital

2 comentarios:

RAYDIGON dijo...

Vicente

El encontronazo de ayer entre Zapatero y Rajoy en el congreso de los diputados, fue fuerte, ¿porque me quede con la idea de que Rajoy esta en lo correcto? (por lo menos en esto)

Abrazo

vicente dijo...

La independencia del poder judicial debería ser una reclamación ciudadana sistemática, así como la exigencia de listas abiertas en las elecciones.
Lo de las asociaciones de las víctimas del terrorismo es algo que también me parece igual de ridículo que la existencia de un ministerio de cultura.
Raydigon: a mi Rajoy me caía bien, aún sin compartir sus ideas para nada. Pero encuentro su actitud tan agresiva junto conZaplana y Acebes, que no se a donde va a llegar. Cuando los veo en televisión los tres juntos por los pasillos del congreso, parecen un trío de pistoleros del viejo Oeste. No se si la toma es la misma siempre, o que tienen previsto ir así siempre, pero hace un efecto raro. Bueno por lo menos a mí me lo parece.
www.crisyc.com